Curuzú Cuatía


Mi hija mayor Paula decidió festejar su cumpleaños en Curuzú Cuatiá lugar donde reside parte de la familia de su esposo y como estamos tan cerca no queda mas remedio que verificar si los correntinos saben hacer asado, por tanto hacia allá emprendimos nuestra siguiente etapa ahora con excelente tiempo y calentándonos las espaldas el buen sol litoraleño.
Nos recibió la excelente hospitalidad correntina con su estilo afectuoso y familiero que nos hizo sentir tan bien y por la cual estamos mas que agradecidos y si, saben hacer asados, doy fe.
Pude darme el gusto de ver a mis nietos y pasear a Victoria en la moto para horror de sus padres, a Mateo lograron esconderlo para que no lo encuentre.